www.cronicamadrid.com
    9 de marzo de 2021

RAUL HERAS

Están los dirigentes de los grandes partidos con representación parlamentaria, ya sea nacional o autonómica. Están alcaldes de todos los colores políticos. Y están la flor y nata del mundo financiero y empresarial
Los quinientos millones que formamos la Unión Europea elegimos a los 751 miembros del Parlamento comunitario en julio de 2019, con los 54 de España cambiando sus mayorías. Bajó el PP, subió el PSOE, se reforzó Vox, y los nacionalistas vascos y catalanes lograron seis escaños en Estrasburgo. Un auténtico coctel de siglas con los llamados “partidos hermanos” del que depende una gran parte de nuestro futuro.
Da igual. Haya elecciones a la vista o no, las encuestas se suceden para decirnos quién sube o baja unas décimas. Si Sánchez es el mejor visto o Arrimadas ve cómo valoran su defensa del centro. Desde el CIS de Tezanos, siempre sorprendente, a las que filtran los partidos pasando por las de los medios de comunicación. Todos contentos. Lo asegura el refrán: el que no se consuela es porque no quiere.
Nos acercamos a los cuatro millones de parados de los que 700.000 son jóvenes menores de 25 años. La sombra del 20 % de la población sin trabajo es la bomba preparada para explosionar en cualquier momento, sin que ni ERTES ni ERES aparezcan como soluciones. 18 millones tienen más de 50 años y el El 70% de ellos son parados de larga duración.
A Bildu y lo que representaba su historia en nuestra democracia, superado ya el franquismo, se le aceptó en el juego electoral con su legalización. A partir de ese derecho a presentar candidatos, presentar un programa y lograr casi trescientos mil votos en cada convocatoria tiene toda la legitimidad para negociar con el Gobierno.
Convertido en uno más de los jarrones chinos que adornan la galería de los dirigentes políticos que fueron o soñaron con ser presidentes del Gobierno, Albert Rivera ha hecho lo mismo que Felipe González y José María Aznar, y lo mismo que el huido Carles Puigdemont: criticar con dureza a su sucesora, a la que convierte en traidora al ideario fundacional de Ciudadanos.
La ministra de Hacienda ganó la primera de las batallas que se van a librar para la aprobación de los Presupuestos para 2021. Montero consiguió que 198 parlamentarios dijeran no a las enmiendas a la totalidad que se habían presentado con la sopa de letras que forman el PP y el BNG, Vox y la Cup. Quiere cuadrar un círculo en cuyo centro está Unidas Podemos.
El presidente del Gobierno y su socio están siguiendo punto por punto la ruta que iniciaron sus antecesores para convertir la España centralista que termina en 1977, con las primeras elecciones, en la España federalista del siglo XXI que cada día se parece más a las taifas que existieron durante quinientos años. Se limita a alimentarlas.
A punto de cumplir 72 años, Charles Philip Arthur George Mountbatten - Windsor sigue siendo Príncipe de Gales y no parece que su madre esté dispuesta a pasarle la corona de Gran Bretaña. Desde los 46 cumplidos, Felipe Juan Pablo Alfonso de Todos los Santos de Borbón y Grecia ya es Rey de España tras la abdicación de su padre. Dos destinos muy distintos pese a los escándalos que les afectan.
A la hija de Rufino Arrimadas y de Inés García le sedujo la política cuando tenía 18 años y le avisó del abandono con 26 cumplidos. Se afilió al emergente Ciudadanos dirigido por un Albert Rivera que no dudaba en aparecer desnudo en el cartel electoral de las elecciones autonómicas en Cataluña en 2006, que le recordaba a la UCD en que había militado su padre.
En el " juego" del poli bueno - poli malo lo único seguro es que los dos son unos mentirosos y que asumen su papel según las circunstancias y el " acusado " al que someten a su presión. Con esta base hay que escuchar y analizar las declaraciones y admoniciones que hacen a España desde Bruselas, Berlín o Frankfurt. Ese club se tambalea por la pandemia y ya quieren colocar a España el cártel de culpable.
La fortaleza que se había construido Juan Carlos I en el palacio de La Zarzuela, y que Felipe VI está comenzando a demoler, tenía por fuera el aspecto de un castillo de cuento de hadas pero en realidad era una cárcel para sus habitantes. Convertir los barrotes en sólidas columnas democráticas es la tarea en la que necesita el apoyo del Jefe del Gobierno.
Sin quererlo y sin saberlo, la enfadada respuesta de la presidenta Díaz Ayuso a una pregunta de la presentadora de Tele Madrid, Silvia Intxaurrondo, es la misma que recibí el 10 de abril de 1986 por el entonces vicepresidente del Gobierno de España, Alfonso Guerra. Unidos en la distancia de 34 años.
Pasado el debate/moción de censura contra el Gobierno, Pedro Sánchez ha vuelto a poner a los españoles contra la pared, no por los graves problemas del paro, la sanidad, las pensiones o la educación. Lo único que existe y a lo que hay que combatir con autoconfinamientos es el Covid 19. La única salida: la obediencia ciega.
El presidente del PP realiza su mejor discurso político con Santiago Abascal como víctima. Directo, sin contemplaciones, atacando desde el primer minuto a su antiguo compañero de partido, Pablo Casado demostró que no le faltan adjetivos a la hora de defenderse de los ataques del líder de Vox.
0,28125