www.cronicamadrid.com
Cómo comprar o alquilar la silla de ruedas que mejor se adapte al usuario
Ampliar

Cómo comprar o alquilar la silla de ruedas que mejor se adapte al usuario

jueves 01 de agosto de 2019, 11:10h

La medicina ha avanzado mucho y esto contribuye a que cada vez, menos personas tengan que usar una silla de ruedas. Pero hay que tener claro que el uso de una de estas herramientas no es ningún final, la vida no termina porque se esté en una silla de ruedas. La discapacidad es una barrera que pone ciertos límites a la vida, pero está claro que no todos. Aunque esto no quiere decir, que la vida no cambie. Una de las primeras cosas en las que hay que pensar es la compra de sillas de ruedas. Pero no se deben adelantar acontecimientos y, si llega esta situación, hay que ser positivos y aceptarla.

Tipos de sillas de ruedas.

Se puede pensar que las sillas de ruedas no han avanzado en los últimos años, pero nada más lejos de la realidad. Esto se puede comprobar solamente con mirar una silla de ruedas de hace un par de décadas y las de hoy en día.

Existen varios tipos de sillas de ruedas, como pueden ser las manuales, eléctricas y las mixtas, por poner algún ejemplo.

Las más tradicionales, normales y ligeras, son sillas normalmente de aluminio, plegables y desmontaje rápido. Las ultraligeras y activas, fabricadas en titanio o fibra de carbono, con suspención central y delantera y con ruedas de alto rendimiento. Las sillas deportivas, para uso deportivo, con diseños adaptados al deporte que se va a practicar con ellas. Las handbikes, con los últimos avances del mundo de la bicicleta. Las eléctricas, para personas con más problemas de movilidad.

La elección de las sillas de ruedas.

La compra de sillas de ruedas no siempre es sencilla. Depende de la persona y de sus necesidades concretas, pues cada persona es diferente y sus circunstancias también. Partiendo de esto, se puede decir que en general depende de tres factores personales: adecuación al usuario, al uso y al entorno. Puede ser un equipo plegable o apto para la práctica de algún deporte. También hay que tener en cuenta si es para un uso permanente o temporal. Para este último, es importante valorar la posibilidad del alquiler de sillas de ruedas.

El usuario debe poder adoptar una postura confortable y para esto hay que tener muy en cuenta el tamaño de la silla. En cuanto al peso, una buena silla debe de ser lo más ligera posible, pero sin perder rigidez. La comodidad es muy importante, por lo que el asiento tiene que ser lo más cómodo posible, además de flexible, impermeable y lavable. En el caso de las eléctricas, en las que no hay que emplear esfuerzos para el desplazamiento, es importante que la batería no sea pesada y tenga suficiente autonomía.

Aspectos a tener en cuenta a la hora de la compra de sillas de ruedas.

La silla tiene que estar adecuada a las dimensiones, peso y tipo de discapacidad del usuario. Si es para un uso permanente se hace necesario que tenga cojines antiescaras. Tiene que ser de la talla adecuada, pero al mismo tiempo que sea regulable en altura, anchura y profundidad.

Hay que tener muy en cuenta los lugares habituales de uso, como puede ser la habitación, el baño, el coche y el barrio por el que se va a usar.

Siempre hay que valorar si la persona puede autopropulsarse, qué distancias va a recorrer, si necesita hacer transferencias y cómo se realizan estas. Debe poder plegarse y desplegarse con facilidad. En este caso, las más recomendables son las de chasis plegable en las que las ruedas se liberan de forma rápida.

Debe de ser estable ante cualquier imprevisto para que no vuelque.

Y es evidente que se necesita un periodo de tiempo para adaptarse a la situación de tener que ir en silla de ruedas.

El podólogo.

Los actuales podólogos, era lo que tradicionalmente se conocían como callistas. Son los profesionales capacitados para encargarse de la prevención, prescripción, tratamiento y rehabilitación de las enfermedades que afectan a los pies.

Son muchas las razones por las que acudir a un podólogo. Por ejemplo, si se quiere comenzar a correr, es conveniente hacerse un estudio de la pisada. Esto evitará muchas molestias y lesiones en el futuro por lesiones tanto en los pies, tobillos o rodillas, pies planos o dedos en martillo o con forma de garra. También se evitará tener que usar plantillas o calzado ortopédico, molestias en los pies, sobre todo en la tercera edad, callos o durezas, uñas encarnadas…

Podología en Madrid

Se viva donde se viva, no hay problema a la hora de tener que acudir a un profesional de la podología. Hoy en día estos profesionales tienen presencia en todas las villas y ciudades. Si se está buscando una clínica podológica en Madrid, en la zona centro se encuentra Ortopedia Plaza.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de cronicamadrid.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.