La policía identifica a 30 personas e impone 5 denuncias por botellón